Manual del configurador de tiempos : taxonomías según las acciones modificadoras ejercidas sobre las formas del tiempo en determinadas obras de arquitectura

Nieto García, José Ángel (2017). Manual del configurador de tiempos : taxonomías según las acciones modificadoras ejercidas sobre las formas del tiempo en determinadas obras de arquitectura. Tesis (Doctoral), E.T.S. Arquitectura (UPM). https://doi.org/10.20868/UPM.thesis.44863.

Descripción

Título: Manual del configurador de tiempos : taxonomías según las acciones modificadoras ejercidas sobre las formas del tiempo en determinadas obras de arquitectura
Autor/es:
  • Nieto García, José Ángel
Director/es:
  • Ramos Abengozar, Jose Antonio
Tipo de Documento: Tesis (Doctoral)
Fecha: 2017
Materias:
Escuela: E.T.S. Arquitectura (UPM)
Departamento: Proyectos Arquitectónicos [hasta 2014]
Licencias Creative Commons: Reconocimiento - Sin obra derivada - No comercial

Texto completo

[img]
Vista Previa
PDF (Document Portable Format) - Se necesita un visor de ficheros PDF, como GSview, Xpdf o Adobe Acrobat Reader
Descargar (17MB) | Vista Previa
[img]
Vista Previa
PDF (Document Portable Format) - Se necesita un visor de ficheros PDF, como GSview, Xpdf o Adobe Acrobat Reader
Descargar (18MB) | Vista Previa

Resumen

Toda obra de arquitectura lleva implícita una concepción del tiempo. El tiempo de cada obra es de una determinada manera, está determinado por la obra. Esta investigación busca un modo de aproximación al tema del tiempo en la obra de arquitectura por el camino que abre la propia obra, acercarse al tema de cómo es el tiempo desde la obra de arquitectura concreta. Ensaya un modo de explorar cómo se manifiesta el tiempo en las obras de arquitectura sin salir de la disciplina arquitectónica. 1. El tiempo de las obras. La obra de arquitectura como encarnación del tiempo. Con ese fin la tesis utiliza el concepto denominado formas del tiempo. La forma del tiempo es básicamente una metáfora que nos ofrece una visión de cómo es visto o entendido el tiempo. La premisa básica sería la certeza de que la obra concreta de arquitectura tiene un modo de entender y de presentar el tiempo y que ese modo de presentarlo es susceptible de ser condensado en una metáfora, es decir, en una forma del tiempo. A ese modo peculiar de entender el tiempo podemos llamarlo su tiempo, el tiempo de la obra. Diremos entonces que cada obra tiene su tiempo que es propio suyo, que ese tiempo es de una forma determinada, que no tiene por qué coincidir con el de otras obras, y que ese tiempo específico tiene unas cualidades, un modo de ser propio que es precisamente lo que la forma del tiempo pretende captar. A cada obra de arquitectura se le puede asignar una imagen que describa su tiempo. No se pretende hablar del tiempo de las obras desde unos presupuestos teóricos ajenos a la arquitectura, tomados, por ejemplo, de la filosofía o las ciencias, sino hablar de la obra concreta de arquitectura revelando una forma del tiempo. El tiempo no es entendido como algo ajeno a la obra de arquitectura, como algo genérico que todas ellas comparten, sino que cada obra le da a su tiempo su especificidad. No se puede hablar del tiempo en la arquitectura sin pasar por las obras concretas. Como objeto material que está en el mundo la obra de arquitectura es la encarnación de un tiempo y es esa encarnación la que puede encerrarse en una metáfora. 2. Al tiempo por las obras. La esencial heterogeneidad del tiempo. Una segunda premisa sería consecuencia de la anterior y la denominamos la esencial heterogeneidad del tiempo. No hay un modo único de encarnar el tiempo en las obras de arquitectura sino múltiples. De hecho, cada obra en lo que tiene de específico y único tiene una forma del tiempo específica y única. Porque cada obra de arquitectura llega al mundo con su unicidad y su especificidad, su tiempo es también único y específico. Entonces podemos pensar un conjunto amplísimo que abarque las formas del tiempo de todas las obras de arquitectura. Si hubiese que dar razón del tiempo en la arquitectura habría que remitirse a esa infinita colección de formas distintas, a esa esencial heterogeneidad. El tiempo en la arquitectura sería esa hipotética y extensísima colección de tiempos. Podemos incluso ampliar ese conjunto, e incluir en él otras disciplinas creativas, como la música, el cine, la literatura o la danza. Incluso cualquier otra actividad humana. Toda obra humana podría tener una forma del tiempo. Si hubiese que hablar del tiempo sería posible hacerlo remitiéndose a esa esencial heterogeneidad. Pero volvamos a la arquitectura. Aceptando estas dos premisas es posible realizar una colección de obras de arquitectura con su metáfora asociada. Una colección de formas del tiempo reveladas por las obras. Un número finito de casos concretos separados de la esencial heterogeneidad del tiempo. Esta colección será en primer lugar una muestra clara de esa esencial heterogeneidad. Y, como consecuencia, una llamada a lo específico. Como quien realiza un herbario o una colección de insectos, nos hallaremos de primeras con el carácter único y repleto de información de cada ejemplar concreto, que reclama sobre sí toda la atención, y es esquivo a ser asociado con ningún otro, poseedor como es de la densidad y riqueza de lo específico, de lo concreto. 3. Deslindar la heterogeneidad. Propuesta de taxonomías. Pero también ha de ser posible la búsqueda de similitudes entre unas formas del tiempo y otras Adoptar un criterio, aclarar qué aspectos de las formas del tiempo vamos a tener en consideración y buscar semejanzas bajo ese aspecto. Esto sería realizar clasificaciones. Clasificar es deslindar la heterogeneidad para proponer, de forma artificiosa, una taxonomía. Someter la heterogeneidad, que lleva a lo específico y concreto, a un grado de abstracción que nos permita olvidarla y buscar rasgos comunes. Sin duda perderemos parte de la información y la riqueza que proporcionan lo único y específico, pero podremos tener una visión de conjunto del tiempo en las obras de arquitectura. Si la heterogeneidad nos empuja a lo único y específico, la taxonomía nos permite una comprensión organizada de la multiplicidad. Una taxonomía de las formas del tiempo sería un modo posible y adecuado de explorar las manifestaciones del tiempo en las obras de arquitectura. Un modo posible y adecuado de explorar, de aprehender, las encarnaciones del tiempo que son cada una de ellas. Esto en síntesis, la colección de formas del tiempo y su posterior clasificación es, a grandes rasgos, lo que la tesis realiza. O dicho de otro modo, la presentación de la heterogeneidad del tiempo y una propuesta de deslinde. Lo hace en tres partes diferenciadas: Las Formas del Tiempo, Muestrario y Taxonomías. La primera sienta las bases teóricas de mirada a las obras. La segunda realiza la recolección de formas del tiempo y la tercera clasifica esas formas del tiempo. ABSTRACT Every architectural work implies a conception of time. The time of each work is in a certain way. This way is established by the work itself. This research looks for a manner to approach to the topic of time in the works of architecture by the way that each work opens itself, looking to the question of how time is starting from the particular architectural work. It tries a way of exploring how time manifest itself in architectural works without going out of architectural discipline. 1. The time of the works. The architectural work as a time incarnation. To this aim, this dissertation uses the concept called shape of time. The shape of time is, basically, a metaphor that give us a vision about how is seen or understood time. The starting premise would be the confidence that the particular architectural work has a way of understand and show time. Moreover, this way of show it can be condensed in a metaphor, that is, a shape of time. To this particular way of understand time we can call its time, the time of the work. Then we will say that each work has its time, a time that is its own time, and this time is in a particular way. This time does not have to coincide with the time of other works, and this specific time has some features, a certain way of be that is precisely what the shape of time want to understand and show. To each architectural work, we can assign an image that describes its time. We cannot speak about the time of the works from some theoretical assumptions, foreign to architecture, taken from philosophy or sciences, for instance. We have to speak about the particular work revealing a shape of time. Time is not understood as something foreign to architectural work, or as something general that all works share. Each work gives its specificity to its time. We cannot speak about time in architecture without passing through the specific works. As a material object that is in the world, the work of architecture is the incarnation of a time and this incarnation is those that we can catch with a metaphor. 2. To time through the works. The essential heterogeneity of time. The second premise is a consequence of the first and we call it the essential heterogeneity of time. There is not an only way to incarnate time in architectural works, but there are multiple ways. In fact, each work, in its specificity and uniqueness, has a specific and unique shape of time. The time of the work is unique and specific because every work comes to the world fitted with its uniqueness and specificity. Then we can imagine a wide group that includes the shapes of time of every architectural works. If we had to give account of time in architecture, we would have to refer to this infinite collection of different shapes, to this essential heterogeneity. Time in architecture would be this hypothetical and wide collection of times. Furthermore, we can expand this group to include other creative disciplines like music, cinema, literature or dance. Even any human activities. Every human activity could have a shape of time. If we had to speak about time, it wold be possible make it referring to this essential heterogeneity. Let us come back to architecture. If we accept these two premises, it is possible to make a collection of architectural works with their associated metaphor. It would be a collection of shapes of time revealed by the works. A finite number of particular cases separated from the essential heterogeneity of time. This collection will be a clear illustration of this essential heterogeneity. In addition, as a result, it will be a call to specific. As one who makes a herbarium, or a collection of insects, we will be faced at first with the singular and full of information nature of each particular specimen, who claims over him all the attention and is also elusive to be associated with others, and who have the density and richness of the specific and particular. 3. Demarcating heterogeneity. A proposal of taxonomy. It also must be possible to search similarities between one shape of time and others. It must be possible to adopt an approach, to clarify which aspects of the shapes of time we are going to take in to account and to look for similarities under these aspects. That is, it must be possible to make classifications. To classify is to demarcate heterogeneity to propose -artificially- a taxonomy. It is to subject heterogeneity, which brings us to specific and particular, to a level of abstraction that let us forget it and look for common traits. Without any doubt, we will lose part of the information and richness that gives us those singular and specific, but we will be able to take an overall view of time in architectural works. If heterogeneity takes us to the specific and singular, taxonomy lets us to have an organized understanding of multiplicity. A taxonomy of shapes of time would be a possible and appropriate way to explore the manifestations of time in architectural works, a possible and appropriate way to explore and understand the incarnations of time that all of them are. Outlining, the collection of shapes of time and their classification is what this dissertation tries to make. In other words, to show the heterogeneity of time and to propose a way of demarcation. All this is made in three different parts: The Shapes of Time, Collection of Samples and Taxonomy. The first one forms the theoretical basis of the view to the works. The second makes the collection of shapes of time. The third classifies these shapes of time.

Más información

ID de Registro: 44863
Identificador DC: http://oa.upm.es/44863/
Identificador OAI: oai:oa.upm.es:44863
Identificador DOI: 10.20868/UPM.thesis.44863
Depositado por: Archivo Digital UPM 2
Depositado el: 24 Feb 2017 07:44
Ultima Modificación: 23 Ago 2017 22:30
  • Open Access
  • Open Access
  • Sherpa-Romeo
    Compruebe si la revista anglosajona en la que ha publicado un artículo permite también su publicación en abierto.
  • Dulcinea
    Compruebe si la revista española en la que ha publicado un artículo permite también su publicación en abierto.
  • Recolecta
  • e-ciencia
  • Observatorio I+D+i UPM
  • OpenCourseWare UPM