Ecosistemas de innovación: corporaciones, startups y estado

Martínez Fernández, Álvaro (2021). Ecosistemas de innovación: corporaciones, startups y estado. Thesis (Master thesis), E.T.S.I. Industriales (UPM).

Description

Title: Ecosistemas de innovación: corporaciones, startups y estado
Author/s:
  • Martínez Fernández, Álvaro
Contributor/s:
  • Ramos Díaz, Rafael
Item Type: Thesis (Master thesis)
Masters title: Ingeniería Industrial
Date: 2021
Subjects:
Faculty: E.T.S.I. Industriales (UPM)
Department: Ingeniería de Organización, Administración de Empresas y Estadística
Creative Commons Licenses: Recognition - No derivative works - Non commercial

Full text

[img] PDF - Users in campus UPM only until 1 November 2021 - Requires a PDF viewer, such as GSview, Xpdf or Adobe Acrobat Reader
Download (1MB)

Abstract

Los mercados productivos y empresariales en la actualidad están caracterizados por las continuas disrupciones a las que se ven sometidos. A lo largo de cortos intervalos de tiempo, estos ecosistemas deben adaptarse a las nuevas corrientes tecnológicas que surgen y que transforman por completo la forma de trabajar e interactuar entre las empresas. El último ejemplo lo encontramos en la necesaria adaptación al teletrabajo que las empresas – públicas y privadas – han debido acometer tras la pandemia de COVID-19. Además, las necesidades de los clientes y de la sociedad en general han adquirido nuevas dimensiones, como la lucha contra el cambio climático y el fomento de las tecnologías verdes, por lo que las empresas deben adaptar sus propuestas para que estas crecientes necesidades queden satisfechas. Por tanto, resulta imperativo que estas organizaciones se mantengan alerta de los últimos desarrollos que afectan a sus negocios y a los mercados en general, para tratar de seguir siendo competitivos en un entorno cambiante. Para lograrlo, las empresas destinan recursos a la innovación, es decir, el factor dinamizador que genera la aparición de nuevos productos y servicios que destruyan antiguos modelos de producción, a la vez que adoptan nuevas formas de organización que permiten un mejor rendimiento de las empresas en los mercados. Tradicionalmente, la innovación se desarrollaba en los departamentos de I+D de las grandes corporaciones, las cuales investigaban nuevos productos o servicios que ofrecer a sus clientes, siempre dentro de los límites de su modelo de negocio. En muchas ocasiones, aunque estos proyectos de investigación resultaban en nuevos procesos que incorporar a la compañía, sus directores se dieron cuenta que estos esfuerzos no eran suficientes, y se debía transformar la cultura organizativa de forma que los trabajadores asumiesen más riesgos hasta incorporar las nuevas corrientes que empezaban a dominar los mercados. Estas nuevas corrientes estaban representadas en mayor medida por las startups tecnológicas surgidas en las últimas décadas del s. XX. Sus propuestas de negocio supusieron una revolución para las grandes compañías, que a pesar de contar con una gran cantidad de recursos, carecían de procesos de trabajo dinámicos y flexibles que les permitiesen transformar sus productos a las nuevas tendencias del sector. Aunque algunas de esas startups han trascendido hasta convertirse en grandes conglomerados empresariales, como Google, Apple o Facebook, la mayoría de estas pequeñas empresas cuenta con el mismo tipo de necesidad: encontrar clientes suficientes para demostrar las ventajas de sus servicios respecto a la competencia y ganar cuota de mercado. De esta forma, corporaciones y startups se dieron cuenta de la importancia de establecer alianzas entre ellas que apoyen el proceso innovador. La primera parte del trabajo se centra en el estudio de diversos modelos de colaboración entre corporaciones y startups. Estos modelos están basados en los recursos que puede aportar cada participante – material, personal y fondos económicos por parte de la corporación, y conocimientos tecnológicos por parte de la startup – y en los distintos objetivos perseguidos por cada empresa – fomentar un espíritu innovador y dinámico en la gran empresa, y firmar los primeros acuerdos a medio-largo plazo por parte de la pyme. Además, esta colaboración entre actores privados permite acometer muchas de las necesidades a las que se enfrenta la sociedad en general, como la expansión de la cobertura digital en los países en desarrollo. La segunda parte del trabajo estudia la postura de un participante del ciclo innovador comúnmente olvidado e infravalorado, pero cuyo papel resulta crucial para el fomento y desarrollo de la innovación: el Estado. El sector público, a través de sus diversas instituciones y recursos, representa el principal financiador de investigación básica y uno de los principales desarrolladores de proyectos de I+D. Gran parte de los avances tecnológicos y fármacos que usamos en la actualidad, como la tecnología táctil o el sistema GPS, han sido desarrollados por agencias de investigación públicas como DARPA o NIH. Debido al carácter dinámico de los ecosistemas en los que también participa el Estado, y las crecientes necesidades de los ciudadanos a los que sirve, las alianzas entre el sector público y el sector privado resultan imprescindibles para asegurar el éxito de los proyectos innovadores. La colaboración público-privada pretende utilizar los recursos de cada sector para satisfacer las necesidades de cada organización y las de la sociedad en general. En este caso, la literatura y los postulados de la economista Mariana Mazzucato han servido para revisar el nuevo rol que juega el sector público en el proceso innovador, que la autora define como Estado emprendedor. Frente a la concepción del Estado como simple institución destinada a solventar los fallos del mercado, Mazzucato defiende un Estado dinámico que participe activamente en los proyectos de investigación, innovación y emprendimiento. Sin embargo, la economista italoestadounidense también advierte de la necesidad de socializar los riesgos y los beneficios del proceso innovador, para que éste pueda ser sostenido a largo plazo. Como se ha comentado, si bien el Estado es el principal proveedor de recursos en las etapas iniciales de investigación caracterizadas por altos riesgos que el sector privado no está dispuesto a asumir, los resultados de dichos proyectos son captados en su mayoría por las empresas privadas que ofrecen las innovaciones a los mercados. En el texto se abordan distintos mecanismos que aseguran un reparto de los recursos más justo, según los esfuerzos y contribuciones de cada participante en la innovación, como reformas fiscales, opciones públicas y participaciones accionariales. Finalmente, el texto establece un marco conjunto de actuación en el que los tres pilares participantes en el ciclo innovador, corporaciones, startups y Estado, puedan colaborar aportando cada uno sus recursos, satisfaciendo sus necesidades específicas y las de la sociedad en general. Este marco de colaboración parte del ecosistema universitario y de formación académica en el que los tres actores acuden para seleccionar nuevo personal, realizar parte de sus investigaciones y fomentar la innovación y el emprendimiento.

More information

Item ID: 67569
DC Identifier: https://oa.upm.es/67569/
OAI Identifier: oai:oa.upm.es:67569
Deposited by: Biblioteca ETSI Industriales
Deposited on: 30 Aug 2021 10:12
Last Modified: 30 Aug 2021 10:12
  • Logo InvestigaM (UPM)
  • Logo GEOUP4
  • Logo Open Access
  • Open Access
  • Logo Sherpa/Romeo
    Check whether the anglo-saxon journal in which you have published an article allows you to also publish it under open access.
  • Logo Dulcinea
    Check whether the spanish journal in which you have published an article allows you to also publish it under open access.
  • Logo de Recolecta
  • Logo del Observatorio I+D+i UPM
  • Logo de OpenCourseWare UPM